LOS PATITOS FEOS DE LA CASA

¿No era el patito feo el que al final acababa siendo un bello cisne? Pues igual le ha pasado a algunos muebles que conozco…

024

Primero, esta espantosa mesilla que ya le tenía una manía horrorosa.

WP_20141208_001

A punto de tirarla a la basura, no recuerdo bien pero finalmente se quedó unos días más en casa y acabó de este modo:

 

WP_20141208_003

Es sencillamente un papel de pared que me prestaron. En este caso es de muy buena calidad ya que había servido para decorar una bañera y es lavable y bastante grueso y también está como plastificado. Bueno, lo importante es que al final cambió la mesilla totalmente.

Otra pieza esta vez con un look más antiguo que el de la abuela de Cleopatra:

WP_20141120_001

Con su mármol y todo. El caso es que no era fea, pero ese aspecto…

Con otro papel y pintura, le hice el cambio. Pintura acrílica y papel para los cajones y la tapa. El papel se pegó perfectamente al mármol. Los adornos dorados (en la foto anterior ya los había quitado para pintar) le dan un aspecto retro.

 

WP_20141121_003

Es decir, con algunas ideas y no demasiado gasto podemos cambiar totalmente nuestros muebles y darle un estilo nuevo a nuestra casa.

Si no, mirad cómo queda este frigorífico. Es de un pequeño apartamento de alquiler y  se encuentra en el salón, ya que cocina y salón es todo uno. Por supuesto, quedaba espantoso en medio del salón. Unas pegatinas lo resolvieron:

WP_20150615_002

También en un papel adhesivo dibujé unas flores para un mueble de DM liso. Es lo más soso que se había visto en muebles. Está en mi centro de trabajo y le llamamos ‘el sarcófago’. Pero pensé en estas pegatinas como un taller de manualidades para los enfermos. Finalmente resultó difícil y terminé haciéndolo yo. Una mano de pintura color marfil y las flores le dieron un aspecto estupendo:

019

Del mismo papel adhesivo (y también un poco de papel dorado de los de envolver regalos en Navidad), esta vez de colores, hice una composición con un dibujo árabe para un cuadro grande. Era también un taller de manualidades en el centro de trabajo. Esta vez lo dejé todo ‘mascadito’: sólo había que recortar los distintos triángulos e ir pegando en un cuadrado de cartón ya dibujado y numerado. El cuadro se compone de 6 cuadrados todos iguales que al unirlos (van pegados todos en un cartón más grande) dan la impresión de unos azulejos árabes. Sus medidas son aproximadamente 1m x 1m y está colgado en la pared del centro.

024

También los espejos. Los que vemos a continuación eran de un marco de madera oscura que parecía de la casa de los Monsters. Un poco de pintura y unos adornos y todo cambia. Las fotos están regular porque no encuentro el modo de hacerlas sin que salga el reflejo. Este primero lo pinté a juego con el papel pintado de la mesita de antes y lo coloqué encima:

WP_20160407_004

Este otro es para otra habitación. Pintura clara y unas flores le dieron otro aspecto.

WP_20160407_015

Esto han sido únicamente unas ideas. Como no pensaba incluirlas en un blog cuando tomé las fotos, no tengo cómo mostrar el proceso del cambio. Para las próximas ocasiones, lo tendré en cuenta. Espero que os haya gustado.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: